ÉPALE266-A GOLPE DE CONTROL 1

A GOLPE DE CONTROL POR CARLOS COVA • @CARLOSCOBERO

Tiene la facultad la televisión de crear “clásicos” modernos, ese concepto paradojal sembrado ya en la cultura. Quiere referirse el término a esos programas cuyo reconocimiento trasciende al de su de emisión original. Pensemos en El Chavo como paradigma. Su éxito no merma aún, a casi 40 años de haberse transmitido su último capítulo. Pero un “clásico moderno” no se decreta, y mucho menos puede anticiparse. No existen fórmulas creativas ni de producción para garantizarse un producto tan residual.

De una lista corta, toca hablar ahora de Aquí no hay quien viva, una comedia española producida y transmitida por Antena 3. Quienes la descubrimos en su momento (2003) gozamos de un placer privado, casi furtivo. Comenzaba recién el país ibérico a internacionalizar sus productos televisivos aplicando cánones de producción más elevados e historias más ambiciosas (Amar en tiempos revueltos, Cuéntame o Los hombres de Paco) cuando de entre las brumas catódicas surgió esta sitcom. La apuesta de sus creadores se centró en actuaciones y guion, poniendo la ficha en un coro de cómicos extraordinarios. Sorprendió su éxito en España al punto de llevarla a la franja horaria principal, en la que se mantuvo durante cinco intensas temporadas. Esa intensidad debió ser su perdición, sin embargo, como la de los placeres cortos.  Aquí no hay quien viva tiene un ritmo demoledor, con tramas que se cruzan, solapan y entretejen, y cuya fórmula no ha podido ser emulada ni recuperando el elenco de protagónicos (La que se avecina). Como las cosas únicas, su creatividad tenía que ver con el ingenio que, tomado del guion original, parecían contagiarse los actores entre sí y a sus personajes. Hoy, mirándola por enésima vez, podemos constatar que su comicidad es inagotable.

ÉPALE 266

Artículos Relacionados