POR HUMBERTO MÁRQUEZ / ILUSTRACIÓN JESSICA MENA

ÉPALE285-BOLEROSEste bolero de Armando Manzanero es uno de los más cantados del mundo, y no por casualidad está catalogada como la mejor canción latina de la Historia, según el listado de las 50 mejores canciones de la música latina, entre 1920 y 2015, de la revista Billboard. Francisco Puñal Suárez, licenciado en Periodismo en la Universidad de La Habana, reseña que “la directora ejecutiva de la publicación, Leila Cobo, en el momento de la designación declaró: ‹Esta tarde vi llover› reúne todos los elementos de una gran canción. Es una melodía inmediatamente memorable, una letra elocuente y hermosa, pero sencilla, y un mensaje sin pretensiones’”.

La historia pareciera inverosímil pero, como todas las cosas sencillas de la vida, surgió como inspiración de una tarde de lluvia. Cuenta Manzanero que en una ocasión recibió 200.000 dólares como anticipo por los derechos de grabación de su bolero “Somos novios”, por parte de Elvis Presley, lo que nadie nunca supo es que ocurrió un día en que le toco comer solo. Pero dejemos que sea el propio Armando, en un artículo de Israel Viana en ABC, quien nos eche el cuento: “Trata sobre la ausencia. Lo escribí un día que, después de cobrar por unos arreglos musicales, quise llevar a mi familia a comer. Como ellos no podían llamé a uno de mis mejores amigos, que tampoco pudo porque estaba reunido, precisamente, con José Alfredo Jiménez. Al final me fui yo solo y, cuando estaba sentado en el restaurante, empezó a caer un aguacero. Era extraño, porque en octubre se supone que las lluvias han terminado. Entonces me puse a cantar y se me ocurrió la letra: Esta tarde vi llover, vi gente correr y no estabas tú”.

De sus versiones me encanta la de Rosario y Lolita Flores, la del propio Manzanero, sobre todo a dúo con Fito Páez, que es bellísima, y otra con María Dolores Pradera; la de Felipe Pirela de quien, por cierto, se cumplieron el 2 de julio 46 años de su asesinato en Puerto Rico, las de los Roberto, no Malaver ni Montoya, jejé, sino Roberto Carlos y Roberto Ledezma; las de José Carreras, Tito Rodríguez, Nelson Ned, José Feliciano, Elis Regina, Juan Gabriel, Pablo Milanés y, de ñapa, Omara Portuondo y Chucho Valdés con trompeta de Wynton Marsalis, ¡ná guará!

ÉPALE 285

Artículos Relacionados