¿Lo sentiste?

7,3 en la escala de Richter fue el registro del mayor sismo de la década

Aproximadamente a las 5:31 de la tarde, aquel 21 de agosto de 2018, se registró el movimiento telúrico de mayor magnitud de la década en Venezuela (7,3 en la escala de Richter, con una duración de, por lo, menos 2 minutos 2 segundos). Su epicentro se ubicó en Yaguaraparo, estado Sucre, y fue percibido por gran parte del pueblo venezolano. Caracas no fue la excepción.
El sismo fue tan fuerte que algunas regiones de Colombia, Brasil, Guyana, Surinam, Antillas Menores, Barbados, Granada, Santa Lucía, San Vicente y Trinidad y Tobago, entre otras islas del Caribe, lo percibieron.
Haití (2010), México (2018) y Ecuador (2018) fueron azotados por sismos de 7,3, 7,2 y 6,2 de magnitud, respectivamente, con centenares de daños materiales y lamentables víctimas mortales. En Venezuela, y su capital, se registraron sólo daños en estructuras y edificaciones, el caso más notable fue la inclinación de los últimos pisos del Centro Financiero Confinanzas, mejor conocido como La Torre de David.
Sin daños materiales ni víctimas y heridos que lamentar, los caraqueños recuerdan aquel día como una anécdota más para rememorar en el futuro. Tal es el caso de Javier Márquez: “Esa tarde me encontraba descansando en mi lugar de trabajo, ubicado en el piso 5 del edificio anexo del Ministerio de Ciencia y Tecnología, esquina de El Chorro, después de una larga movilización en respaldo al Plan de Recuperación Económica impulsada por el Gobierno Nacional.
“Conmigo estaban Manuela Carmona, Rubén Hernández y José Ascanio, todos compañeros de labor. Alrededor de las 4 de la tarde compartíamos una amena conversación sobre la jornada. La plática era agradable y divertida: preparábamos unas arepas, de las que se encargaba Manuela, y José calentaba unas lentejas para acompañarlas. Cerca de las 5 de tarde ocupamos la mesa redonda y empezamos a comer.
“Rubén insistía en que no tenía hambre. Como media hora después sentimos un movimiento debajo de la mesa, no sabíamos qué pasaba. Después de unos segundos reaccioné y dije: ‘¡Está temblando!’. En el momento miré los rostros de mis compañeros, casi se les salen los ojos de la cara por el susto. Recuerdo que me levanté de un brinco y me apegué a todos los santos (siendo ateo). Manuela, presa del pánico, se levantó de la silla y pegaba gritos de terror, mientras yo trataba de calmarla: ‘Cálmate, vamos a refugiarnos y esperar que pase’, le decía.
“José se quedó sentado y blanco como el papel y, en medio del pánico, Rubén agarró la bandeja de arepas con las lentejas y comenzó a comer apurado; se olvidó que, según él, no tenía hambre. Después del temblor insistí en salir por las escaleras de emergencia y al abrir la puerta José y Manuela, que todavía se encontraban en estado de shock, pasó otro acontecimiento.
“Yo intenté salir, pero ellos estaban inmóviles en la puerta presenciando el roce del edificio en donde estábamos con el de al lado, se veía cómo las estructuras chocaban y generaban un polvo. Nos agarró el pánico y todos nos regresamos rápidamente a la oficina.
“Como 10 minutos después salimos por la misma escalera, llegamos a la recepción y un vigilante mal encarado nos reclamó el porqué no habíamos desalojado las instalaciones a tiempo en pleno sismo, sin conocer lo acontecido. Nos despedimos y me fui a mi casa. En el Metro la gente comenzó a decir, de manera jocosa: ‘¿Lo sentiste?’, y respondían con entusiasmo: ‘¿Qué, el sismo? Sí, lo sentí’. Luego de un año, todavía me río de Rubén, quien no tenía hambre pero acabó con las arepas”.
Así somos en Venezuela, la alegría y el bochinche siempre están presentes en los venezolanos, incluso en un momento que pudo llegar a ser catastrófico.

 Fue tal la magnitud que, además de Venezuela, se sintió en buena parte de la región
 Afortunadamente, el movimiento sólo dejó daños estructurales

*Petro
El 3 de diciembre de 2017 el presidente Nicolás Maduro anunció la creación de una criptomoneda denominada petro, respaldada por las riquezas minerales del subsuelo venezolano. Creó el Observatorio Blockchain de Venezuela y en enero de 2018 anunció la emisión de 100 millones de petros.

*Oscar Pérez
Luego de varios actos de terrorismo y ataques contra la seguridad del Estado muere, en enfrentamiento con los cuerpos de seguridad, el exfuncionario policial (Cicpc) Oscar Pérez junto con otros miembros de su banda en El Junquito.

*Unexca
Febrero de 2018: se funda la Universidad Nacional Experimental de la Gran Caracas (Unexca).

*Bolívar soberano
En marzo de 2018 el bolívar fuerte sale de circulación. El Gobierno nacional decreta la eliminación de tres ceros a esa moneda y el lanzamiento de un nuevo cono monetario y una nueva denominación: el bolívar soberano. En julio se anuncia la eliminación de cinco ceros más a la moneda y emisión de nuevos billetes.

*Atentado contra el Presidente
El 4 de agosto de 2018 se perpetró un atentado terrorista con drones contra el presidente Nicolás Maduro en la avenida Bolívar de Caracas. Varios funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana, que asistían a un evento público, resultaron lesionados.

Por Nailet Rojas• @nairojasg / Fotografías Archivo