Usted lo ha estado preparando desde hace meses. Se irá de vacaciones para sentirse un prófugo de la justicia de su propia libertad. Se prometió solo usar el teléfono para perder tiempo oficialmente y no contestará llamadas que huelan a oficina. Sabemos que dura poco, por eso hay que disfrutarlo.

  1. ÉPALE249-MINIMANUALEstablezca el perímetro de distancia adecuado para alejarse de su oficina. No vaya a ver qué está pasando ni con el pretexto de usar el baño.
  2. No atienda llamadas que comiencen con los códigos de su trabajo. Lo pueden envolver y, cuando menos piense, estará sentado al escritorio sin darse cuenta.
  3. Sentirá que está solo en un mundo lleno de personas trabajadoras y responsables cuando camine sin prisa un lunes.
  4. Si es periodista, aléjese de las noticias; y si no lo es, también, casi nunca hay buenas.
  5. No caiga en las garras de la presión por ser productivo, incluso en vacaciones. No hacer nada es hacer algo.
  6. No se sorprenda si pasa medio día tirado en el sofá. La humanidad, como ve, sigue su andar.
  7. Como seguramente se gastó el bono vacacional, disfrute de la ciudad lo más que pueda.
  8. No haga trámites. Avinagran cualquier momento de solaz.
  9. Imagínese que faltan muchos días para regresar mientras inhala. Al exhalar, estará de vuelta.
  10. Imagínese un cartelito en su escritorio que diga: “Bienvenido, esclavo”.

ÉPALE249-IMAGINARIO

ÉPALE249-RUMOR-TUIT

ÉPALE249-RUMOR-MENTILIBRO

ÉPALE 249

Artículos Relacionados