LOGO EL RUMOR DE LAS BOLAS

 

Muchos años vivimos sin saber que nos parecemos a alguien; tanto, que hacemos sus mismos gestos y decimos las mismas frases ante situaciones determinadas. En ese caso, la personalidad, esa que nos dicen que es única, se funde con la del otro y nos damos cuenta que somos la versión actualizada de un padre, de un abuelo, de un tío.

  1. ÉPALE290-MINIMANUALMire sus manos, sus gestos, su forma de caminar. Trate de buscar a alguien que lo haga de manera similar. Lo va a encontrar.
  2. Su carácter, ese que lo hace único, es la mezcla del de sus padres o abuelos. No hay salida.
  3. Si físicamente se parece a un familiar siempre se lo harán notar. Para usted no es tan evidente.
  4. Si camina igual que su abuela, aunque no la haya conocido mucho, es suficiente para pensar.
  5. Trate de conectarse con las cosas que le gustan o gustaban a esa persona a la que se parece. Es un buen ejercicio.
  6. A pesar de usted mismo, también se heredan las cosas negativas.
  7. Trate de mirar con otros ojos. Se sorprenderá de sus hallazgos.
  8. Busque fotos de estos y compare. Es placentero.
  9. Descúbrase en otros.

ÉPALE290-IMAGINARIO ÉPALE290- TUIT ÉPALE290-PREGUNTA

ÉPALE 290

Artículos Relacionados