Minimanual para ser una mota de polvo

Por Nathali Gómez • @laespergesia / Ilustración Justo Blanco

Si usted cree que es un peso pesado, es hora de que pruebe con la liviandad para que aterrice un poco. El viento le permitirá conocer nuevos lugares y quedarse detenido donde menos lo espera.

  1. Quítese su propio traje.
  2. Sepa que cualquier cosa que haga está condenada a ser olvidada.
  3. Disfrute el vuelo, no sabe cuándo le tocará
    quedarse en un rincón olvidado.
  4. Del barro venimos y a mota de polvo vamos.
  5. Juegue con los rayos del sol.
  6. Aprenda a desplazarse en conjunto.
  7. Huya de las escobas y de los trapos mojados.
  8. Aléjese de las polillas.
  9. Siéntase libre y leve.
  10. Achúúúúú.

ÉPALE 421