POR HUMBERTO MÁRQUEZ / ILUSTRACIÓN JESSICA MENA

ÉPALE262-BOLEROSDe los boleros matadores para despechos curados (léase un clavo saca otro clavo, o tal vez el próximo clavo por clavar que, traducido a nosotros los desdichados, sería la víspera de quedar clavados otra vez), nada como el primer bolero no consonante, al decir de su compositor René Touzet en una entrevista para TV, antes de morir: No te importe saber / que mi boca besara otra boca una vez, / pues no hay huellas / ni existen recuerdos / que no borres tú. Mucho antes, en entrevista escrita con Rosanna Azuero desde su casa, tocando al piano sus mejores éxitos, contaba la pequeña historia: “Surgió en un tranvía en Cuba —dice René—. Yo acababa de cobrar un cheque de un baile que había tocado junto a mi orquesta en un club muy importante, y para una familia de clase alta que vivía en las afueras de la isla en una casa preciosa. Mientras iba de regreso me llegó, la fui anotando y cuando entré a casa la escribí: No comprendo, me dices, / cómo es que sientes / ese amor tan vehemente / solo por mí. / No concibes que pueda / quererte con todas las fuerzas de mi alma, / porque tengo pasado. Cuando me enteré de que Frank Sinatra la había grabado quedé sin aliento, estaba muy joven. Igualmente Bing Crosby, el primer crooner americano que grabó en español. Olga Guillot la grabó con mi orquesta y mis arreglos, o sea que estuvo muy cerca de lo que me gustaba a mí”.

Lo que sí explicó en TV es que “No te importe saber” era intraducible al inglés. Hasta que concilió con Mitchell Parish, a quien le exigió hacer una versión lo más apegada al sentido de la letra que terminó titulándose “Let me love you tonight”, que fue la que cantaron Sinatra, Crosby e incluso Dean Martin. Hay otros detalles de su parlamento: uno, que la escribió a los 18 años; y el otro es que Olga Guillot fue una de sus esposas, a quien conoció en los estudios de Telemundo: “René era poeta y yo una mujer sensible y aguerrida. Le dije: ‘Estoy enamorada de ti’, y nació “La noche de anoche”, que yo estrené. Vivimos un romance. Cuando nos separamos me escribió ‘Me contaron anoche de tu vida’. Se la estrené también y le perdoné que se marchara. Me había dejado su mejor canción: mi hija Olga María”.

ÉPALE 262

Artículos Relacionados