Organización popular contra la pandemia global

Información recolectada y sistematizada convertida en data para atender de manera certera a los y las más vulnerables de una comunidad, así trabajan las fuerzas vivas a lo interno de los territorios

Por Ketsy Medina / Fotografías Bernardo Suárez

Unos tienen y no pueden, otros pueden y no tienen.

Nosotros que tenemos y podemos le damos gracias a Dios por estos alimentos.

Comedor para garantizar nutrición

Hace dos años la comuna socialista El Panal 2021, ubicada en la parroquia el 23 de Enero, diseñó un plan de alimentación para los niños, niñas y adultos mayores de la comunidad, a través del cual se les garantizaba la ingesta de un plato caliente al día.

Este programa de apoyo a las familias y personas con dificultades para cubrir su nutrición, sigue en funcionamiento; hoy la pandemia global ha redoblado las razones de mantener activo el comedor Cristopher Hernández, en donde es posible recibir este beneficio.

Alexa Alfonzo parte del equipo de trabajo de la unidad táctica de la sala situacional del colectivo Alexis Vive, organización responsable de impulsar y estimular diversos procesos dentro de la comuna,  indicó que “el comedor funciona gracias a la autogestión y a la colaboración de los comerciantes que tienen negocios en el perímetro que abarca la comuna, generalmente aportan con alimentos no perecederos como pasta, arroz, leche, enlatados, así como algunos embutidos y charcutería”.

El funcionamiento del comedor está bajo la responsabilidad de las mujeres que preparan a diario los alimentos, así como de quien los distribuye casa por casa, esta modalidad es ofrecida en la mayoría de los casos a personas de la tercera edad, que por razones o dificultades de movilidad no pueden acercarse al local en el que funciona el comedor (discapacidad motora, ceguera, enfermedad, entre otras).

Unos tienen y no pueden, otros pueden y no tienen. Nosotros que tenemos y podemos

A diario las preparadoras de alimentos sirven un promedio de 100 platos, los días de menor afluencia han llegado a servir alrededor de 60; Mirtha Bool cocinera, destacó que siempre ha colaborado con el colectivo, y que su participación en este programa responde al afecto que siente por el trabajo de la comuna, es por ello que aún con la amenaza del coronavirus, dice no detendrán su trabajo.

Garantizar la nutrición de los más pequeños y pequeñas es una prioridad

Isabel Bolívar, de 52 años de edad, nacida en el 23 de Enero, lleva un año y medio trabajando en el comedor y es quien además de rocolectar los aportes de los comerciantes de la comuna, lleva casa por casa los alimentos preparados a las personas de edad avanzada.

Bolívar indicó que toda la dinámica de trabajo se ha logrado a la aplicación de métodos como por ejemplo el de la realización de un censo a modo de encuesta, en el que se reflejó la cantidad de personas que pueden o no levantarse de sus camas, la cantidad de personas adultas con discapacidad visual, movilidad comprometida, entre otras variables que les garantizaron armar un plan de trabajo certero.

Para Isabel esta organización, refiriéndose a la comuna, lleva todos los procesos de manera correcta, dice que su trabajo lo hace desde el amor y “así llueva truene o relampaguee nosotras seguiremos y pienso que por estar haciendo todo lo que estamos haciendo, desde el cariño, no vamos a enfermarnos, pues estamos tratando de trabajar lo más limpio que se pueda, atendiendo las medidas recomendadas, como las de usar el tapabocas, guantes, etcétera.”

La entrega casa por casa de tapabocas para personas vulnerables al covid-19

Planificación para garantizar atención

Aun cuando las comunidades organizadas no cuentan con herramientas tecnológicas de avanzada y acceso a las datas que concentra información relevante en las que se caracteriza a la población, a lo largo de 20 años de gobierno de la propuesta bolivariana, se ha logrado una base sólida que le permite a comunas, consejos comunales y demás organizaciones diseñar y ejecutar políticas de atención a las comunidades en las que se inscriben territorialmente.

Anakaona Marín militante de la fuerza patriótica Alexis Vive, participa en este colectivo desde que tenía 16 años, edad en la que inició sus estudios de sociología en la Universidad Central de Venezuela (UCV).

Recién llegada del interior, Marín conoció el trabajo del colectivo y desde ese momento “visualicé que era la organización política que más se parecía a la forma como yo quería hacer política desde la individualidad y lo que me ha permitido estar aquí es comprender y entender que es parte de una filosofía de vida ser colectivo, pensar en colectivo y actuar en colectivo”. Anakaona se residenció en el 23 de enero y ahora es toda “una hija ilustre de la parroquia”.

Con la contribución de comerciantes de la comuna se garantiza parte de la autogestión

A punto de cumplir 15 años dentro de la organización, Marín siente que “somos hijos e hijas de todo este proceso, de todo este huracán que ha significado el forjar la conciencia política e ideológica  característica de esta revolución bolivariana”. Por ello invita a la comunidad y todas las organizaciones a ser disciplinados y coherentes ante la lógica de prevención de lo que significa estar expuestos a una pandemia global,  entendiendo el tema de la salud pública y el derecho a la salud como un derecho humano primordial.

Aquí hay pueblo que aguanta,  aquí hay un pueblo que está hermanado y se encuentra en planificación constante

Asegura Anakaona que los resultados obtenidos son producto de la revisión permanente de sus procesos, lo que les ha permitido afinar la planificación, insistió en que “el socialismo se planifica, el socialismo es la vida planificada, y a partir de toda esa data y toda ese levantamiento demográfico que se ha obtenido a través del trabajo de las comunas en los territorios con los llamados gobiernos del pueblo, ejerciendo el autogobierno, como lo enseñó el comandante Chávez, hemos podido desde una base sólida ir chequeando datos certeros para identificar entre otros aspectos, a nuestros compañeros y compañeras, vecinos y vecinas más vulnerables”.

Es por ello, recalca Marín, “esta situación de vulnerabilidad en la que nos colocó la pandemia, nos permitió hilvanar todo un equipo de voluntariado, conformado por brigadas de trabajo en la comunidad, en las que se unieron todas las fuerzas vivas de la comuna para como un solo equipo, como un solo gobierno, establecer un protocolo de prevención y atención comunal dirigido a  personas vulnerables con algunas patologías, el cual fue diseñado por la comuna
El Panal 2021”.

En unión las fuerzas vivas de la comuna accionando en el territorio

Acciones en Comuna

Teniendo al ser humano como centro de la vida y no el capital, la comuna y el colectivo Alexis Vive diseñaron unos ejes de acción para atender a la comunidad más vulnerable durante la emergencia por el alcance logrado a escala planetaria de pandemia del covid-19, en las que destacan, como lo señaló Marín, los siguientes objetivos:

Perifoneo de la brigada Niño Simón

  • Garantizar para prevenir y contener el virus, la dotación de insumos como tapabocas, guantes y gel antibacterial.
  • Garantizar el acatamiento al llamado de la cuarentena preventiva en todos los espacios de la comuna.
  • Garantizar la adquisición de alimentos, cuidando de que la comunidad no fuese víctima dentro del territorio, de practicas especulativas de parte de comerciantes inescrupulosos, expendiendo rubros como vegetales y hortalizas a precios solidarios (sin costo por intermediación) a través del programa Plan Pueblo a Pueblo.
  • Apoyar el trabajo de los voceros y voceras de los consejos comunales, quienes se encuentran realizando acciones diversas para favorecer a la comunidad en pleno, ofreciéndoles vigilancia, protección y acompañamiento
  • Elaborar tapabocas desde de la empresa de propiedad social (EPS) Avejitas del Panal, empresa textilera de la comuna.
  • Perifoneo en cada una de las comunidades por el hecho preventivo de parte de la brigada Niño Simón.
  • Mantener el comedor Cristopher Hernández activo y en servicio.
  • Asumir el liderazgo en la administración del inventario, organización y preparación de alimentos del que se abastece a las instituciones educativas de la comuna, para garantizar que este beneficio llegue a quienes está dirigido el plan, evitando malversaciones y corrupciones vistas en otras comunidades.
  • Garantizar la autogestión, por ello se continuará con los planes socioproductivos que estaban en desarrollo antes del llamado a cuarentena preventiva como lo es la construcción del espacio para la cría de animales porcinos y el cuidado de la cría de cabras.
  • Fortalecimiento del sistema de seguridad de la comuna con el levantamiento para la colocación de cámaras de videoseguridad.
 Al coronavirus la comuna le dice: “Aquí hay pueblo que aguanta, aquí hay un pueblo que está hermanado y se encuentra en planificación constante”.

Mujeres del consejo comunal y el CLAP garantizando la protección de su comunidad

ÉPALE 366